Articulos

Los cambios hormonales y salud Oral en la mujer
Lunes, 13 Marzo 2017

La odontología en sus inicios básicamente se ocupaba de curar, reponer piezas dentarias perdidas y extraer las afectadas. Sin embargo, hoy en día la prevención juega un rol relevante en esta área de la salud.


Las hormonas regulan diferentes procesos tisulares, es debido a esto que la mujer en los periodos donde sufre fuertes cambios hormonales tiene mayor probabilidad de padecer de enfermedad periodontal.


Es importante aclarar que el cambio hormonal por él mismo, no es el que produce la enfermedad periodontal, es que junto a la presencia de la placa bacteriana y una respuesta tisular disminuida, las encías y el tejido periodontal se ven afectadas, desarrollándose así la gingivitis y periodontitis. La mujer sufre fuertes cambios hormonales en: la pubertad, adolescencia, durante los periodos menstruales, gestación, post-parto, pre-menopausia y postmenopausia, prácticamente desde la pre-adolescencia hasta la vejez.
Durante el embarazo y pacientes que toman anticonceptivos, el nivel de hormonas aumenta en el tejido gingival, lo cual favorece el desarrollo de bacterias patógenas, esta situación permite que se desarrolle la enfermedad periodontal de forma más agresiva y rápida.


Prevenir es la clave para la mujer mantener su salud oral. Una alimentación equilibrada, evitando alimentos pegajosos y carbohidratos; una estricta higiene oral y visitas periódicas al dentista; son sus mejores aliados.


Actualmente muchos pacientes buscan en la odontología más estética que salud. Sacro error, ambas facetas pueden convivir, pero siempre dándole prioridad a la salud que a la belleza. Una sonrisa perfecta es el sueño de muchos seres humanos, sobretodo del sexo femenino, conociendo ya, la debilidad que existe con relación a los cambios hormonales, es importante que a la hora de decidir hacerse un diseño de sonrisa, elegir profesionales con experiencia. En este proceso intervienen diferentes especialistas del área de la salud, desde periodoncistas, ortodoncista, rehabilitadores, endodoncistas, implantologos, entre otros.


Al momento de diseñar la sonrisa deben tomarse en cuenta factores como: color de la piel, forma de la cara, tamaño, color y forma de los dientes, los labios, tipo de sonrisa. Cada tratamiento es único y cada paciente requiere un cuidado especial y espera resultados diferentes. Lo primero es escuchar qué el paciente desea y con esta información el equipo profesional determinar si es factible y estructurar las diferentes alternativas. El continuo desarrollo científico aumenta día a día las alternativas, las cuales son cada vez menos invasivas y más estéticas. Ortodoncia invisible, prótesis de zirconia, carillas, implantes, regeneración ósea, son herramientas que la alta tecnología pone al alcance del odontólogo.

Salud bucal. Retracción gingival, un mal muy frecuente
Martes, 28 Febrero 2017

El ser humano tiene dos denticiones, la temporaria y la permanente.
La primera está formada por veinte (20) piezas dentarias y la segunda por treinta y dos (32); divididos en igual cantidad en las dos arcadas; superior e inferior.
Alrededor del cuello de los dientes está la encía, que no es más que una mucosa que recubre desde el cuello de los dientes hasta el fondo del maxilar o la mandíbula.
Las características de una encía saludable son:
• Color rosa pálido
• Textura firme
• Apariencia de cáscara de naranja
• Inserción firme y terminación como filo de naranja
Cualquier variación en una de las características mencionadas anteriormente, está relacionada con enfermedad. Sin embargo, en ocasiones la encía se desplaza de su lugar original de inserción, dejando descubierto los cuellos dentarios, acarreando hipersensibilidad dentaria y afectando la estética del paciente.
Fuerzas mal aplicadas durante el cepillado dental, uso de cepillos de hebras duras y puntas no redondeadas y la enfermedad periodontal, son las causas más comunes de la retracción gingival. Pacientes bajo fuertes presiones psicológicas y estrés, suelen descargar la tensión acumulada en la rutina diaria de vida a la hora de cepillarse los dientes, aplicando fuerzas dañinas en el cepillado.
Con la retracción gingival, las raíces de los dientes quedan expuestas al medio ambiente, esta condición es más común en adultos que en jóvenes, por la sencilla razón que a mayor edad más tiempo tiene esa zona recibiendo la fuerza del cepillado.
Actualmente es común ver jóvenes con retracciones gingivales relacionadas con fuerzas mal aplicadas y enfermedad periodontal.
Ambos factores, pueden ser controlados. La enfermedad periodontal se previene con una rutina correcta de higiene oral, sana alimentación y visitas periódicas al dentista. Las fuerzas excesivas, cepillado incorrecto, el uso de cepillo dental de mala calidad, son condiciones corregibles siguiendo las indicaciones del profesional de la salud oral.
Las retracciones gingivales aparecen progresivamente, no de un día para otro. Ante el primer cambio en el contorno de sus encías con relación a los dientes, acuda en la mayor brevedad posible al odontólogo.
Estéticamente hablando, la sonrisa del paciente con retracciones gingivales se ve muy afectada, pues no es natural, ni hermoso que al sonreír se muestren las raíces de los dientes.
El tratamiento va a depender del grado en que se encuentre la retracción y el número de piezas afectadas. Un equipo interdisciplinario de la odontología deberá intervenir: periodoncistas, rehabilitadores, ortodoncistas entre otros.
Su mejor aliado para disfrutar de una sonrisa saludable y hermosa es su odontólogo.

Inician las dietas ¡cuidado con la salud oral!
Lunes, 30 Enero 2017

Al iniciar el año, nos trazamos nuevas metas y objetivos. Son muy comunes los relacionados con la salud: pérdida de peso, plan de ejercicios físicos, entre otras. La salud bucal está íntimamente ligada a la dieta.


Una alimentación balanceada y equilibrada es esencial para la salud oral. Dientes y tejidos blandos saludables están íntimamente relacionados a un estilo de vida sano. Factores como el tabaco y el estrés aumentan el riesgo de padecer caries y enfermedad periodontal.


Minerales, vitaminas, proteínas, son alimentos que se deben incluir en la dieta diaria. Vegetales crudos, como el apio y la zanahoria mejoran el riego sanguíneo de las encías, fortaleciéndolas. Los derivados de la leche: queso, yogur, mantequilla, son excelente fuente de calcio, lo cual ayuda a los tejidos duros de los dientes.


Los cítricos: naranja, mandarina, limones, pomelos, son extremadamente ricos en vitamina C y muy utilizados en dietas para perder peso, a la vez son excelentes para prevenir la gingivitis, que es la primera etapa de la enfermedad periodontal.
El abuso en el consumo de frutas ácidas provoca erosión en el esmalte, haciendo el diente más susceptible a la caries dental por varias razones: aumenta la sensibilidad, lo que dificulta el proceso de higiene oral; por otro lado la descalcificación que se origina por el ataque ácido, es la superficie perfecta para alojar el biofilm o placa bacteriana.
En pacientes bulímicos ocurre algo similar provocado por el ácido del vómito, por esta razón es característico de estos pacientes un desgaste marcado de la superficie vestibular de los dientes anteriores.


El flúor está presente, además del agua fluorada, en la avena, centeno, manzanas y zanahorias. Durante el embarazo, el médico generalmente recomienda suplementos de la dieta diaria que ayudan a la formación y sano desarrollo de los gérmenes dentarios.
Dulces, golosinas y alimentos pegajosos son los principales enemigos de la salud oral, los mismos inician su descomposición en boca lo que aumenta considerablemente las posibilidades de padecer caries dental.
La xerostomía o sequedad oral es muy común en pacientes menopaúsicos y post menopaúsicos. Esta condición afecta los tejidos blandos y duros de la cavidad oral, así como el sentido del gusto.
Infusiones de manzanillas, la salvia, son muy recomendadas para la resequedad oral, así como para el mal aliento. De hecho algunas pastas dentales tienen como ingrediente el aloe vera, ya que es un antiséptico natural. Alimentos fibrosos como la caña de azúcar, mango, entre otros sirven para realizar una auto-limpieza en las superficies interdentarias, además de los demás beneficios que brindan por su alto contenido de vitaminas, en el caso del mago.


En definitiva, la alimentación es parte esencial de la salud general.

Procesos infecciosos orales
Lunes, 19 Diciembre 2016

En la cavidad oral pueden desarrollarse diferentes tipos de procesos infecciosos, ya sea por la causa que las origina, quizás siendo una manifestación de una enfermedad localizada en otro órgano. Sin embargo propio de esta área, los más comunes son a causa de las caries, enfermedad periodontal y afecciones pulpares.
Todas tienen en común el factor tiempo, para un proceso carioso llegar a afectar la pulpa, tuvo que transcurrir un tiempo, lo mismo sucede con la enfermedad periodontal, diferentes estadías han de transcurrir hasta que se pueda hablar de un proceso infeccioso importante.


El absceso dental, ya sea de origen periodontal o endodóntico y la fístula intraoral o extraoral, son los signos más relevantes de un proceso infeccioso oral significativo. Niños, jóvenes, adultos, ancianos, masculinos, femeninos, somos susceptibles a padecer de una infección en la cavidad oral. Sin lugar a dudas existen factores predisponentes, por ejemplo, un paciente con malformación genética de los tejidos dentarios, ya sea amelogénesis imperfecta, tiene mayor probabilidad de tener una afección pulpar, sin embargo esta es posible prevenir con un correcto tratamiento y un seguimiento adecuado con el profesional de la salud oral. Un absceso dental sin importar su origen, es doloroso, involucra el tejido de alrededor del diente, puede producir movilidad dentaria, malestar general, inflamación de las encías, episodios febriles, enrojecimiento de los tejidos blandos. Por momento el dolor puede desaparecer, lo cual no significa que ha desaparecido la infección.


La única forma de ese proceso infeccioso ceder es, si es tratado; los pasos a seguir lo decide el odontólogo, el cual va desde medicación al tratamiento dental indicado.
Las radiografías, sondaje del área, historia clínica, juegan un rol muy importante en el diagnóstico del absceso dental.


El tratamiento siempre va a estar dirigido a tratar de preservar la o las piezas dentarias, ya sea mediante una endodoncia, procedimiento periodontal, apiceptomia, exodoncia. El primer paso es eliminar esa pus concentrada en el área y atacar con medicamentos e iniciar el procedimiento odontológico necesario. Cada caso es particular y tomará su tiempo.


En ocasiones ese proceso infeccioso necesita drenar, expulsar al exterior ese material purulento, formándose la fístula, que no es más que un pequeño canal que une la infección con el exterior, ya sea en el interior de la boca o en la cara.


Los pasos a seguir son los mismos, lo único que ese canal o fístula debe ser cerrado. El no tratar a tiempo estas infecciones afecta todo el tejido de alrededor incluyendo el hueso mandibular y otras áreas del cuerpo. Acudir regularmente al dentista, correcta higiene oral, son las claves de la prevención.

Vacaciones y emergencias odontológicas
Lunes, 05 Diciembre 2016

Las festividades de la Navidad y Año Nuevo implican generalmente un periodo feriado: vacaciones escolares, reuniones familiares, viajes; con el objetivo de permitir el celebrar en el seno familiar la venida del Niño Jesús.
En el área de la salud oral, las causa de molestia y dolor más comunes son originadas por caries y enfermedad periodontal, ambas no aparecen de un día a otro, conllevan un proceso de meses, por lo que es recomendable que antes de iniciar este periodo festivo, se programe una visita al odontólogo y se planifique la rehabilitación o aplicación de medidas preventivas necesarias.
Si dentro de las actividades está previsto viajar, es importante llevar consigo todo lo necesario para continuar con su rutina de higiene oral, cuidado y mantenimiento de tratamientos ya iniciados.
No olvidar empacar y usar los retenedores, mantenedores de espacios, siguiendo las instrucciones del profesional de la salud.
En nuestro país, las fiestas navideñas incluyen cerdo, turrones, gomitas… Cuidado!! Estos alimentos no son amigos de nuestros dientes, unos, muy duros, otros, azucarados y pegajosos, evitarlos durante todo el período a veces no es posible, sin embargo, a la hora de ingerirlos, debemos tomar precauciones y si no es posible, el cepillado dental inmediatamente por lo menos enjuagarse con agua clara, disminuyendo así el nivel de carbohidratos procesados en la boca.
Solicítele a su odontólogo un número telefónico al cual pueda comunicarse en caso de emergencia, ya sea de él o en su defecto de un colega que esté disponible en esa temporada.
Fracturas dentarias, inconvenientes con prótesis dentales, aparatología ortodontica y restauraciones, lesiones en tejidos blandos, suelen ocurrir durante las fiestas; visitar en la brevedad posible al dentista es la mejor medida a tomar.
Aun estas a tiempo para organizar y programar el tipo de tratamiento que debes iniciar ahora, lo que debes concluir y las medidas preventivas a tomar. La planificación es imprescindible para evitar sorpresas e inconvenientes.
Toda cirugía oral selectiva debe ser programada calculando un periodo de recuperación antes de las actividades festivas, en caso de que sea necesario realizarla durante las fiestas lo importante es seguir las instrucciones del cirujano oral y mantener reposo.
A su cita con el odontólogo, lleve anotada todas las dudas y preocupaciones que tiene con relación a su salud oral, incluyendo qué hacer ante las posibles emergencias, fracturas dentarias, golpes y avulsiones.
Recuerde, la planificación y la prevención son sus mejores aliados.

[12 3  >>  

Solicitud de Cita

Nombres
Invalid Input

Apellidos
Invalid Input

Teléfono
Invalid Input

Centro ODONTO-DOM
Invalid Input

¿Es primera vez que nos visita?

Invalid Input

Doctor
Invalid Input

Edad
Invalid Input

Seleccione su ARS
Invalid Input

Correo Electrónico
Invalid Input

Elegir Fecha
Invalid Input

Elegir Hora
Invalid Input

Motivo de la Cita
Invalid Input

Invalid Input